ALERTAS | Noticias | 08 JUN 2010

Clouds públicas vs. clouds privadas

Nadie discutirá que el cloud computing está en auge. Pero la modalidad en que estos servicios TI basados en Internet arrasarán en las empresas ?como clouds públicas compartidas por todos o como clouds privadas operadas por las compañías para dar servicio a sus propios empleados- todavía es motivo de debate.
Marta Cabanillas

El cloud computing hace referencia a los servicios TI comprados y entregados bajo demanda sobre una red, ya sea la Internet pública o una red privada basada en IP. Los servicios de cloud computing se apoyan en el procesamiento y en los sistemas de almacenamiento altamente virtualizados en los centros de datos, que se hacen disponibles vía una interfaz web a los usuarios remotos.

Para los CIO supone varias ventajas –incluida la rapidez de su puesta en funcionamiento, la fácil escalabilidad y la liberación de la necesidad de realizar grandes inversiones de capital iniciales para la compra de hardware y software- pero también supone riesgos de seguridad, rendimientos variables y costes de networking.

Sean conscientes de ello o no, lo cierto es que cada vez más CIO se apoyan en el cloud computing, que también cubre cosas como las “utility computing”, el “grid computing” o el software como servicio. Casi el 60% de los CIO europeos está utilizando servicios de cloud computing, aunque muchos de ellos no lo saben.

Se espera que el cloud computing experimente un crecimiento significativo en los próximos años. Gartner, por ejemplo, prevé que el valor de este mercado pase de 56.000 millones en ingresos durante 2009 a generar más de 150.000 millones en 2013.

Gran parte de este crecimiento se producirá en las aplicaciones basadas en cloud como Google Apps y Zoho, que corren sobre la Internet pública y están abiertas a cualquier usuario que quiera pagar (cloud públicas). Se trata de aplicaciones basadas en web cuya popularidad va en aumento, sobre todo en áreas como la automatización de fuerzas de venta, el servicio al cliente y la gestión de gastos.

Otra propuesta de este tipo son las plataformas informáticas basadas en cloud, como Elastic Computer Cloud (EC2) de Amazon. En este caso, los clientes alquilan capacidad informática virtual para desarrollar o correr sus aplicaciones y pueden pagar por ellas por horas. También es posible comprar servicios de almacenamiento de datos basado en cloud de Google, Amazon y otros.

Clouds privadas
Por el contrario, las clouds privadas son propiedad de la organización a la que sirven, y es ésta la que las gestiona. Su uso está limitado a los usuarios de la propia empresa. Algunos suministradores, incluido Amazon con su oferta Virtual Private Cloud y Microsoft, están fomentando las clouds privadas como la opción más probable para el segmento empresarial.

La principal ventaja respecto a las anteriores reside en la seguridad y en la predecibilidad de su rendimiento. Sin embargo, algunas de los principales beneficios del cloud computing –como el gasto y la liberación de la necesidad de gestionar el entorno internamente- se reducen.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información