ALERTAS | Noticias | 11 DIC 2017

Kaspersky cierra su sede de Washington DC

La compañía, que quiere demostrar la transparencia de sus productos, sigue confiada en mantenerse fuerte en el mercado norteamericano y abrirá más oficinas en distintos estados, a pesar de la decisión.
Eugene Kaspersky en MWC16
Redacción

 

A pesar de que el fabricante ruso, que ha visto cómo sus productos han sido vetados en toda la administración pública del país norteamericano, quiere permanecer en ese mercado y demostrar que su software es transparente y no participa de las actividades del Gobierno ruso ni de ningún otro, se ha visto abocado a cerrar su oficina de Washington DC. Así lo ha confirmado Anton Shingarev, vicepresidente de Kaspersky, quien ha asegurado que la firma continuará su relación con los clientes en el país a través del resto de sedes y se está planteando abrir nuevos emplazamientos en Chicago, Los Ángeles y Toronto durante el próximo año, según recoge Bloomberg.

El pasado mes de septiembre, el Departamento de Seguridad Nacional (Homeland Security) prohibía los productos de Kaspersky tras expresar su profunda preocupación por los “lazos entre ciertos funcionarios de la compañía y la inteligencia ruso y los requisitos de la ley del Kremln que permiten a sus agencias solicitar o pedir ayuda a las compañías para interceptar las comunicaciones que transitan por sus redes”.

Una de las respuestas de Kaspersky fue abrir su código fuente como propuesta principal a su Iniciativa Global de Transparencia. “Esto permite a expertos independientes verificar que nuestro software no tiene ninguna funcionalidad oculta, que no envía los archivos a terceros y que cumple todos los acuerdos con el usuario final”, señalaba Shingarev.

Perder clientes estatales puede costar una caída para la empresa de “un solo dígito”, confirmaba el vicepresidente. Pero, la controversia ha llegado a más mercados. Por ejemplo, Reino Unido ya ha aconsejado a varios organismos de su Gobierno que trabajan con información clasificada que no elijan los productos de la organización rusa. Y, uno de sus principales bancos, Barclays, ha dejado de dotar de su software a sus nuevos clientes. “Estamos en conversaciones con ellos y estamos tratando de descubrir qué se necesita para merecer una calificación opuesta”, indicaba Shingarev. “Los reguladores europeos se basan en hechos y no en emociones y especulaciones como los Estados Unidos”.

Kaspersky planea crear Centros de Transparencia en Estados Unidos, Europa y Asia, donde expertos independientes podrán testificar sus productos. Además, el directivo añadía que no sería buena idea que Rusia bloquease a jugadores estadounidenses en el país. “Estoy en contra de cualquier prohibición. Un proteccionismo demasiado agresivo mataría a la competencia”.

TE PUEDE INTERESAR...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información