PROTECCIÓN DE DATOS | Noticias | 06 JUL 2016

¿Qué 'bots' son buenos y malos para mi organización?

Tags: Seguridad
Los 'bots' empleados por las instituciones financieras para mejorar la interacción con el cliente pueden volverse en contra de la compañía, ralentizando las comunicaciones y degradando el rendimiento de las páginas Web. Con Bot Manager de Akamai es posible gestionar los 'bots' de manera eficiente.
Akamai Bots
Alfonso Casas

Los ‘bots’ constituyen una parte fundamental del ecosistema de Internet. Sin embargo, su utilización, deriva en una gran cantidad de tráfico en la red, con lo que se reduce considerablemente el rendimiento de los sitios web, y se incrementan los costes de las organizaciones para optimizar las redes. Se estima que entre el 40 y el 60% del tráfico en la red está asociado a bots, operando con un grado excesivo de libertads, independientemente de su tipo o intención, lo que se traducirá en una degradación del rendimiento del sitio web, y como consecuencia, el tráfico legítimo se verá afectado negativamente.

Con el fin de solucionar esta problemática, Akamai ha emitido una serie de recomendaciones sobre el impacto que pueden tener estos ‘bots’ en la red, muy especialmente las asociadas a las instituciones financieras. Akamai destaca que necesitan un marco flexible que les permita gestionar mejor sus interacciones con distintas categorías de bots (agregadores, scrapers y rastreadores) para interactuar con sus clientes y no influir negativamente en la actividad empresarial.

En un escenario típico, los agregadores financieros recopilan información de cuentas bancarias asociadas a tarjetas de crédito, personales o de empresa. Estos datos se recopilan mediante conexiones de datos directas o técnicas de ‘scraping’, en las que un usuario proporciona la información de acceso a la cuenta, que permite que un sistema automatizado extraiga o recopile la información desde una interfaz diseñada para usuarios. La finalidad no es otra que la de facilitar las lentas tareas de recopilación e introducción manual de datos. Además, los agregadores utilizados en este sector pueden eliminar la necesidad de transferir copias de los extractos y proporcionar una panorámica integral del patrimonio neto de un cliente, incluidos los activos, los pasivos y las inversiones. Y las instituciones pueden realizar un seguimiento del tráfico de usuarios en comparación con el de bots, reducir los riesgos y garantizar la fiabilidad de sus propiedades digitales.

Cuando una institución financiera detecta ‘bots’ maliciosos, el bloqueo es solo una solución temporal que, a la larga, resulta ineficaz: los ‘bots’ bloqueados simplemente volverán de forma más rápida y más inteligente. Las dos soluciones más comunes consisten en la mera ralentización de estos ‘bots’, para reducir el valor y la pertinencia de la información de la que hacen acopio, o en el suministro de información alternativa, que los desvía a una página con un contenido intencionadamente impreciso.

Akamai propone una solución basada en la identificación, clasificación y gestión de los bots (tanto los buenos como los malos) con el fin de lograr los objetivos de su sitio web. Conocido como Bot Manager, ofrece gestión, análisis y elaboración de informes de la actividad de los mismos para mejorar la visibilidad de lo que congestiona la red. Bot Manager de Akamai identifica las solicitudes generadas por los bots para separar el tráfico de estos del de los usuarios reales, lo que puede ayudar a mejorar los datos y el análisis de marketing, y a tomar mejores decisiones empresariales.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información