Ciberseguridad
IoT

El teletrabajo aumenta el riesgo de incidentes en la seguridad IoT

Un estudio de Palo Alto pone de relieve que hasta el 97% de las grandes cuentas españolas considera insuficiente su estado de seguridad IoT.

Internet de las Cosas

Tras el cambio de paradigma causado por la pandemia de la COVID-19 ha aumentado sobremanera el uso de dispositivos conectados a las redes corporativas, con el consecuente riesgo que conlleva y el crecimiento de la superficie de exposición de las mismas. De hecho, el Informe Anual de Seguridad en IoT de Palo Alto Networks pone de relieve que el 78% de los encuestados admite tener alguno de estos aparatos conectados a sus redes, de los cuales muchos son de uso personal. Y, es que, según ha comentado Tony Hadzima, country manager para España y Portugal de la organización, en rueda de prensa, se han visto todo tipo de dispositivos; desde máquinas de café hasta cintas de gimnasia, como ejemplo de varias de las cosas más raras que se han visto.

En España, el estudio asegura que hasta el 97% de las grandes cuentas considera insuficiente su estado de seguridad IoT. Y, a nivel global, a pesar de que el 86% de las empresas que tienen dispositivos IoT conectados a la red de su organización, consideran que tienen suficiente visibilidad de los dispositivos IoT de los trabajadores remotos conectados a su red, al mismo tiempo, casi un tercio (26%) afirman que no tienen ningún tipo de segmentación en sus redes para controlar este tipo de dispositivos, lo que aumenta los riesgos o vulnerabilidades para la organización. Por ello, no es de extrañar que el 77% de los encuestados considere que el cambio al trabajo remoto durante la pandemia ha aumentado el número de incidentes de seguridad de IoT.

Los intentos por atacar a grandes organizaciones a causa de los dispositivos IoT se repiten cada vez más. Estos van desde una simple intrusión en dispositivos domésticos, como por ejemplo, el monitor del bebé o unas bombillas inteligentes, hasta violaciones de seguridad a nivel general. Más de la mitad de los encuestados (51%) que tienen dispositivos IoT conectados a la red de su empresa, afirman que lo que más les preocupa son los avances en los dispositivos IoT industriales, seguidos de las brechas en las cámaras de vigilancia (49%) y los ataques de denegación de servicio distribuido (DaaS) (44%).

Por último, los datos del estudio también muestran que el 64% de los encuestados creen que se deben realizar muchas mejoras en el enfoque de su organización respecto a la seguridad de IoT. En este sentido, las organizaciones españolas destacan que las tres capacidades más necesarias para una buena estrategia de seguridad IoT son: protección contra amenazas (61%), visibilidad e inventario de dispositivos (54%) y evaluación de riesgos (52%).



TE PUEDE INTERESAR...

Próximos Webinars

Revista Digital CW noviembre

Partnerzones IDG

Cybersecurity Evolved

Registro IDG España:

Eventos IDG:

 

Especiales IDG:


Revistas Digitales IDG

ComputerWorld Digital

DealerWorld Digital

IDG Research

 

Ya disponible en IDG Research: