EMPRESAS | Noticias | 26 ABR 2019

Cuando la privacidad preocupa más a los reguladores que a los usuarios

Facebook afronta una multa récord que puede ascender a los 5.000 millones de dólares por el caso 'Cambridge Analytica'. Sin embargo, su valor de mercado no para de crecer y sus usuarios no muestran descontento.
Mark Zuckerberg, CEO de Facebook
Redacción

Facebook ha preparado ya 3.000 millones de dólares para hacer frente a la multa récord que los Estados Unidos le impondrán por el caso Cambridge Analytica y que podría ascender, incluso, a los 5.000 millones. Fue hace ya un año cuando la red social sufrió una fuga de datos de 87 millones de usuarios que acabó en manos de dicha consultora británica y que los utilizó para influencias eventos políticos como el Brexit en Reino Unido o las elecciones estadounidenses en 2016 que elevaron a Donald Trump a la Casa Blanca.

Desde entonces, los escándalos de privacidad se han sucedido en la casa de Mark Zuckerberg y tiene a las autoridades de medio mundo pisándole los talones. De hecho, algunas compañías retiraron sus anuncios en un principio y muchos usuarios cerraron sus cuentas. En un mes, la red social perdió cerca de 70.000 millones de dólares en valor de mercado.

Sin embargo, ahora parece que los errores no le han causado tanta mella y que los abusos de privacidad importan más a los reguladores que a usuarios de inversores, a tenor de los datos de negocio del último trimestre y tal y como pone de relieve una investigación de Reuters. Ahora, la compañía vale 40.000 millones de dólares más que antes de que estallara el escándalo y las acciones subieron este jueves hasta un 6%, a pesar de la sanción que se avecina. En declaraciones a la publicación, Ben Merder, profesor titular de mercadotecnia de la Universidad de Edimburgo, asegura que “con cada nuevo escándalo, los políticos y analistas declaran que el fin de la red social está cerca. Pero todo esto simplemente consolida a Facebook como un brillante ejemplo de que lo que no te mata te hace más fuerte”. Y, es que las cifras muestran que sus usuarios están más contentos ahora que la red social ha empezado a hacer algún cambio.

Por ejemplo, Zuckerberg dijo el mes pasado que el futuro de su organización pasaba por la privacidad y por blindar los sistemas de mensajes. Por supuesto, las multas a las que se enfrenta permanecen, además de que también le rodea la polémica de dar cabida a las noticias falsas y a la promoción del extremismo. “Además, un acuerdo con la Comisión Federal de Comercio de los Estados Unidos (FTC, de sus siglas inglesas) podrían obligarle a cambiar sus prácticas comerciales. La FTC puede requerir que Facebook recopile menos datos de los usuarios para segmentar anuncios, por ejemplo”.



TE PUEDE INTERESAR...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios