ALERTAS | Noticias | 16 NOV 2017

Fortinet pone nombre a las amenazas que vienen en 2018

Los ciberdelincuentes aprovechan también las bondades de la transformación digital para imprimir sofisticación a sus herramientas de ataque. Estas son las amenazas que vienen, según la firma especializada en seguridad.
Patrice Perche, Fortinet
Redacción

 

La ciberdelincuencia se ha abierto paso por todo el mundo, aseguran desde Fortinet, y cualquiera lleva una diana dibujada en la espalda para los criminales; usted, su empresa, su ciudad o sus gobernantes.  La compañía, que ya camina tercera a nivel de ventas en Emea (solo por detrás de Cisco y Checkpoint) a pesar de llevar menos de dos décadas en el tablero de juego, ha ofrecido su particular visión de los retos que la digitalización de todos los segmentos de nuestra vida afrentan al tablero actual. Un tablero, el de la seguridad, que tal y como explicaba a CSO Barbara Maigret, vicepresidenta de marketing de Fortinet, se ha convertido en un “habilitador de la transformación digital”. Porque la digitalización, aseguró la directiva durante la conferencia que la empresa ofreció el pasado 14 de noviembre a medios de comunicación internacionales, se ha convertido en condición sine qua non para alcanzar el éxito.

Pero, los ‘malos’ aprovechan también las bondades de la transformación digital para imprimir sofisticación a sus herramientas de ataque. Por ello, la compañía ha elaborado una lista de predicciones para el próximo año. “Los cibercriminales están aprovechando la automatización y la inteligencia artificial a un ritmo y con una escala que afecta a toda la superficie de ataque”, aseguraba Manky. Gracias a esto, plataformas como la web oscura ofrecerán nuevos servicios basados en dichas tecnologías. Asimismo, habrá una nueva generación del llamado malware mórfico que, según Manky, está a punto de adquirir una nueva dimensión a raíz del auge de la inteligencia artificial para crear un código nuevo y complejo que pueda aprender a evadir la detección a través de rutinas escritas por una máquina.

Por otra parte, viviremos el esplendor de los hivenets y swarmbots. Fortinet prevé que los ciberdelincuentes reemplazarán a las botnets con clústeres inteligentes de dispositivos llamados colmenas (hivenets) para crear vectores de ataques más efectivos. Estos aprovecharán la capacidad de autoaprendizaje para dirigirse de forma más efectiva a sistemas vulnerables a una escala sin precedentes. Serán capaces de hablar entre ellos y tomar medidas basadas en la inteligencia local compartida.

En cuanto a los objetivos, las infraestructuras críticas y el secuestro de servicios comerciales estarán en el punto de mira. El ransomware amenaza directamente a los proveedores de servicios en la nube y otros servicios comerciales con la meta de obtener ingresos. Asimismo, los operadores de infraestructuras críticas siguen ocupando las primeras posiciones en términos de preocupación tanto por las amenazas estratégicas como económicas. La audacia de los atacantes y la convergencia de los mundos IT y OT hacen que la seguridad de las infraestructuras críticas vaya a ser una prioridad para el próximo año. 

Podrá leer el reportaje completo de la conferencia en el próximo número de la revista digital CSO.

TE PUEDE INTERESAR...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios