SOCIAL SECURITY | Noticias | 19 FEB 2018

Las empresas españolas preocupadas por no poder cumplir la nueva normativa GDPR

Tags: GDPR
Un alarmante 23% de las empresas españolas afirma que las sanciones económicas no tendrán ningún impacto; y el 7 % reconoce que no sabe cuál será el impacto de las multas.
gdpr
Redacción

La nueva normativa de seguridad GDPR que entrará en vigor en mayo pero parece que las empresas españolas no están aún preparadas. Según un estudio llevado a cabo por Senzing, la compañía de tecnología de software con sede en California, el 76% de las compañías nacionales muestran preocupación de cara a su capacidad para cumplir el GDPR

El estudio, que se titula bajo el nombre 'En busca del eslabón perdido del cumplimiento del GDPR', está basado en las opiniones de más de 1.000 ejecutivos senior de empresas de Reino Unido, Francia, Alemania, España e Italia. De sus resultados se desvela que en España hay una notable preocupación por no alcanzar las exigencias de las nuevas normativas, así como una peligrosa falta de conciencia sobre el GDPR y un exceso de confianza pensando que no se verán afetadas

De media, una empresa recibirá 89 consultas GDPR al mes, para las que necesitará buscar en una media de 23 bases de datos diferentes, y cada una de ellas le llevará alrededor de 5 minutos. El tiempo total empleado en la búsqueda de datos cada mes superará los 10.300 minutos (172 horas), lo que equivale a más de 8 horas de búsqueda por jornada laboral -o un empleado dedicado en exclusiva a las consultas sobre el GDPR.

“Estos datos revelan el verdadero alcance del desafío de conformidad que plantea el GDPR. A menos de cuatro meses de la entrada en vigor del GDPR, el hecho de que más de tres cuartas partes de las empresas españolas estén preocupadas por su capacidad para cumplirlo activa una gran alerta roja.  No son solo los equipos directivos de las empresas los que están inquietos, también los accionistas se asustarán por estas cifras. Muchas importantes empresas cotizadas podrían enfrentarse a fuertes multas y su valoración podría verse perjudicada. Las grandes entidades españolas parecen especialmente vulnerables” señala Jeff Jonas, fundador y CEO de Senzing.

Las empresas subestiman el problema

Solo el 44 % de las empresas españolas son conscientes de que las potenciales sanciones económicas que acarrea la no conformidad con la normativa, que en el peor de los casos puede llegar a los 20 millones de euros o el 4 % de la facturación anual, son muy severas. Un alarmante 23 % afirma que las sanciones económicas no tendrán ningún impacto; y el 7 % reconoce que “no sabe” cuál será el impacto de las multas.

Un gran número de empresas españolas están preocupadas por su capacidad para tener en cuenta todas y cada una de las bases de datos. Una de cada diez (10 %) señala que no está segura de estar haciéndolo, y solo un tercio (37 %) está “muy segura”. Estos hallazgos se producen tan solo unos meses antes de la entrada en vigor del GDPR (el próximo 25 de mayo) y demuestran el alcance y dimensiones del reto al que se enfrentan las empresas españolas para llegar a la condición de “preparadas para el GDPR”.

“Estoy particularmente preocupado por la capacidad de España de estar preparada para el GDPR, pero anima ver que muchas empresas están invirtiendo en nueva infraestructura de TI con la intención de sanear sus sistemas de cara a este gran cambio en la regulación. Es alarmante que la mayoría de empresas españolas no sean conscientes de que las multas que pueden imponerse por la no conformidad con el GDPR pueden suponer una ‘sentencia de muerte’ para algunas organizaciones, y que incluso las grandes compañías -y, desde luego, sus accionistas- sentirán un impacto significativo.  Un importante número de empresas españolas, simplemente, desconocen los peligros asociados al incumplimiento del GDPR, lo que es realmente preocupante” declara Jones. 



TE PUEDE INTERESAR...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios