TENDENCIAS | Noticias | 19 FEB 2020

Confianza, la base para el negocio digital

De los clientes, empleados y socios. El evento 'Ciberseguridad 2020' trazó las líneas maestras para crear un ecosistema de éxito en los negocios actuales.
Ciberseguridad 2020
Alberto Bellé y Fernando Maldonado, analistas principales de IDG Research.
M. M.

 

Uno de los activos más importantes de toda empresa que se haga llamar digital es la confianza; de sus clientes, empleados y partners. “Sin ella no hay negocio porque las relaciones con los usuarios están basadas en el intercambio de datos”, expuso Alberto Bellé, analista principal de IDG Research, durante el evento Ciberseguridad 2020 que ayer reunió a más de 300 profesionales de la industria TI en Madrid. Tal es su importancia que, según datos de la firma de investigación, el 69% las compañías considera este factor como algo esencial, independientemente del sector en el que operen.

La columna que sustenta esta confianza es la seguridad. Para Fernando Maldonado, analista principal de IDG Research, hay una línea indivisible entre estos dos imperativos que impacta directamente en los ingresos. “Basta ya de ver la seguridad como un freno; es un activo, una inversión”, espetó. Pero, subrayó, la confianza hay que ganársela. Claro ejemplo de lo contrario puede ser Facebook, que en los últimos años se ha visto envuelta en escándalos públicos por su mala praxis en el tratamiento de información de los usuarios. La cumbre de su particular calvario fue el caso ‘Cambridge Analytica’, en el que la consultora británica utilizó datos de más de 50 millones de sus usuarios para influenciar campañas políticas como el Brexit o las elecciones presidenciales de Estados Unidos que llevaron a Donald Trump a la Casa Blanca en 2016. En la última edición de la ‘SuperBowl’, la red social se anunció por primera vez, y lo hizo para pedir la confianza de sus usuarios. “No se trata de pedir, sino de ganar con actos”, dijo Maldonado.

 

Confianza desde el diseño

En la última década hemos visto cómo las prioridades de las empresas respecto a la transformación digital han mutado. Desde el mantra Cloud first a AI first hasta llegar al lema que regirá el presente, Trust first. Para alcanzar esta meta es necesario establecer un circuito de confianza desde el diseño de las operaciones. Crearla, mostraron los analistas, consta de la gestión del triángulo formado por la defensa de la privacidad, la usabilidad y la fiabilidad. Y, para ello, la transparencia y la resiliencia son dos áreas de mejora vitales.

El primero de estos aspectos, la transparencia es puramente cultural. “La idea de apertura es esencial”, dijo Maldonado. “En España cuesta más que en otros países vecinos. Cuando hay un evento, la primera reacción es esconderlo. Pero, la idea es la contraria. No se trata de tapar tus daños y perjuicios, sino los de tus clientes”. Por su parte, la resiliencia se define como las capacidades de detección y respuesta ante un incidente.

En este contexto, las compañías tienen que definir una estrategia en la que todos los empleados sepan su rol. Las más grandes, subrayó Bellé, lo tienen claro, pero las pymes no se pueden quedar atrás. “Necesitan ofrecer un estándar de confianza homogéneo”.



TE PUEDE INTERESAR...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios